“Yo no mentí”, dijo el changarín que asegura haber encontrado y devuelto un maletín con U$S 500 mil

En una transmisión por Facebook, José Sánchez ratificó su historia. Denunció que su familia recibió amenazas y pidió custodia policial.

Sociedad 20/03/2019

0_jose-sanchez.jpg

José Leandro Sánchez apareció ayer en los titulares de los principales medios del país y fue el héroe del día. El changarín de 40 años contó que, luego de haber encontrado un maletín con U$S 500 mil, lo devolvió a su dueño. La historia no tardó en viralizarse y Sánchez acumuló felicitaciones desde distintos puntos del país.
 
Pero, en horas de la tarde, el fiscal de Nogoyá (Entre Ríos) Federico Uriburu desmintió la versión de Sánchez y el castillo de arena se vino abajo.
 
Para el fiscal, es falsa la historia del changarín que devolvió 500 mil dólares.
 
 
Tras las declaraciones de Uriburu a Clarín, el changarín dio la cara en una transmisión en vivo de Facebook hecha desde la cuenta del periodista Maximiliano Medrano, quien dio a conocer inicialmente la historia. 
 
"Yo no mentí", dijo el hombre, ratificando su versión. "No sé qué se tapó, qué se inventó. Dijimos lo que era la realidad. Me mantengo con lo que dije. La están amenazando a mi señora, la están siguiendo", aseguró.
 
"Todo es pantomima lo que se inventó. No está (confirmado) en un 100 por ciento que sea mentira. Quieren arruinarnos a nosotros. Yo me quedo con la conciencia tranquila: lo que dije es cierto", expresó el hombre.
 
Sánchez se mostró preocupado por la situación y aseguró que hay una persecución contra su familia, por lo que pidió protección para su mujer y para sus hijas.
 
"No quiero que armen teatro. Esto fue una realidad. No quiero que ensucien a mi familia", manifestó. "Si se la quieren agarrar, que se la agarren conmigo, no con mi mujer ni mis hijas. Las amenazaron, yo les pedí que se quedaran en la comisaría. Le pido a la Policía que custodie a mi familia, que es lo único que tengo en mi vida", agregó.
 
 
El hombre dio a entender que posiblemente haya manejos oscuros detrás de la aparición del dinero. "¿Voy a hacer semejante teatro para arruinar a mi familia? Por supuesto que no. No, no, no. Ya vamos a aclarar esto. Pero sé que se está tapando algo, se está ocultando algo", comentó.
 
También cuestionó lo que dijo el fiscal sobre las cámaras de seguridad: "Yo quiero saber si las cámaras son del día sábado y si algo se está tapando".
 
La esposa de Sánchez describió las supuestas presiones recibidas este martes por la noche.
 
 
"Cuando volví a mi hogar en remís, otro auto paró en la puerta de casa. Era gris, con vidrios polarizados, no se veía nada. El remisero paró al lado de él. Entones, el auto siguió hacia adelante y se detuvo, con el motor en marcha, mirando qué pasaba con el remís. Al chofer le digo 'Hace rato que el auto está ahí, es raro, ¿no?'. Y de repente el auto viene despacito hacia atrás. Al remisero le digo 'Arrancá, arrancá'. Él me llevó a la Policía", contó la mujer.
 
"Señor comisario, quiero protección para mi señora y para mis dos hijas. Nunca dimos el nombre (del supuesto empresario del maletín)", agregó el changarín.
 
Maximiliano Medrano, el locutor de Nogoyá que hizo pública la noticia tras entrevistar a Sánchez, agregó en el video: "Paramos a mitad del camino y te dije que, si todo era mentira, lo dijeras ahora". 
 
El trabajador de los medios no descartó la posibilidad de que todo haya sido un engaño. 
 
"Mi cabeza da mil vueltas, va a mil kilómetros por hora. Si yo fui engañado por José, cosa que no creo –creo en la versión de José–, fuimos engañados todos: medios como Canal 13, América, medios de todo el país. Esperemos que todo se resuelva y se dilucide lo que sucedió realmente", agregó.
 
"Yo sigo creyendo hasta tanto y en cuanto haya pruebas de que no es cierto. Hay una cámara de seguridad, pero esperemos que haya más cámaras de seguridad. El fiscal me dijo que no está descartado totalmente que sea cierto", sostuvo.
 
"A vos te envidian y nos quieren ensuciar. Pero todo es cierto", cerró Sánchez.
 
Abogado Laboral Cordoba

Más de Sociedad

Comentá esta nota